Origen e Historia - El cambio Generacional

El final del Siglo XX y el cambio generacional

Origen e Historia La década de los noventa se caracteriza por dos situaciones relevantes en la historia reciente de San Patricio. Por una lado se aprueba una nueva Ley de Educación, la LOGSE. Por otro, se inicia un cambio generacional en la Junta Rectora y en la Dirección y estructura del Colegio en general y de cada Centro en particular.

En el año 90 se produce un cambio sustancial dentro del sistema educativo español. Se aprueba la LOGSE, Ley Orgánica General del Sistema Educativo, por la que se organiza la educación en España en cuatro etapas fundamentales, Educación Infantil, Educación Primaria, Educación Secundaria Obligatoria y Bachillerato. Por este motivo el Colegio se ve obligado a reestructurar de nuevo su organización conforme a la nueva Ley, dejando en los centros de Serrano y de La Moraleja las etapas de Educación Infantil 2º ciclo (de 3 a 6 años) y Educación Primaria completa (de 6 a 12 años); y Educación Secundaria Obligatoria y Bachillerato en el centro de El Soto. La implantación de esta Ley es progresiva y se llevará a cabo entre los años 1991 y 2002.

De la misma manera que sucedió con la Ley del 70, ni profesores, ni editoriales, ni alumnos estaban suficientemente preparados para afrontar con éxito tan profundo cambio. Prueba de ello ha sido la necesidad de ir introduciendo modificaciones sucesivas, tanto de los periodos de implantación, como de la propia aplicación, como de contenidos sustanciales de la LOGSE, y que han culminado finalmente con su derogación, tras poco más de diez años de vigencia y a pesar de las modificaciones realizadas en la misma para mejorar su efectividad. La derogación de la LOGSE en favor de la LOCE (Ley Orgánica de Calidad de la Educación) y la derogación posterior de ésta en favor de la LOE (Ley Orgánica de Educación) suponen un permanente paso a nuevas Leyes.

El Colegio San Patricio, como en ocasiones anteriores, ha logrado adaptarse a las exigencias legislativas permanentes de los últimos años, defendiendo su autonomía como Colegio completamente independiente y logrando mantenerse fiel a su modelo educativo, diseñando y actualizando permanentemente sus propios proyectos curriculares y manteniendo un nivel académico de reconocido prestigio.

En estos últimos diez años del siglo XX, diferentes acontecimientos internos inciden de un modo muy especial en la historia del Colegio San Patricio. Si bien el traspaso generacional, perfectamente diseñado con anterioridad, se había iniciado varios años antes, la desaparición de D. Gabriel Castellano, marca, como no podía ser de otra manera, un antes y un después en la historia de San Patricio. Máxime al coincidir, en un espacio breve de tiempo, con jubilaciones de personas muy emblemáticas para la Institución y con otras importantes pérdidas personales muy vinculadas al Colegio. Pero los cimientos estaban muy bien afianzados y la renovación generacional ha resultado tan consecuente, tranquila y exitosa como estaba previsto. Todo ello ha contribuido a poder ir remodelando, no solo los edificios, sino también el interior profundo de San Patricio, con la incorporación de nuevos profesionales y con la promoción interna de personas de contrastada valía a puestos de máxima confianza y responsabilidad. Se ha llegado con gran éxito a una completa reorganización institucional, a la creación de una estructura de gestión moderna y eficaz, y a una decidida implicación en lo que a responsabilidad social corporativa se refiere.

En este sentido, en el año 1999 se crea la "Fundación San Patricio" con el fin de desarrollar programas educativos que mejoren la formación de docentes y discentes, así como con la intención de ser un vínculo permanente entre todas las personas relacionadas con la Institución: antiguos alumnos, profesores eméritos, padres y otros colaboradores; en definitiva, poner a disposición de la comunidad escolar en particular y de la sociedad en general, los frutos y la experiencia de casi medio siglo de actividad.